Economía

Santi Gimeno: «La tecnología es indispensable para liderar y ser actor activo en la economía»


Socio director Cuatroochenta

El socio director de la empresa tecnológica Cuatroochenta,Santi Gimeno, explica la evolución meteórica de una firma que nació en 2011 y que acaba de tocar la campana en la Bolsa de Madrid. «Es un paso más para seguir creciendo», dice. Gimeno advierte: «Hay mucho por hacer en digitalización en las empresas de Castellón»

Santi Gimeno es socio director de Cuatroochenta.

Santi Gimeno es socio director de Cuatroochenta.
EL MUNDO

Santi Gimeno (Burriana, 1978) es socio director de Cuatroochenta, la empresa tecnológica castellonense que pese a su juventud (se constituyó en 2011) está en boca de todos más si cabe tras conseguir su último hito: el toque de campana en la Bolsa de Madrid.

Licenciado en Periodismo por la Universitat Ramon Llull de Barcelona, el idilio de Santi Gimeno con Cuatroochenta comenzó cuando coincidió en un networking con Alfredo R. Cebrián (CEO y cofundador), Sergio Aguado (CTO y cofundador) e Ismael Ibáñez (Head of Planning) y decidieron sumar sinergias. «En 2017 integramos la unidad de negocio digital de Gimeno 111 en Cuatroochenta y desde entonces soy socio director en Soluciones Cuatroochenta. Desde 2019 formo parte del consejo de administración», explica.

Es rotundo cuando afirma que «no hay futuro sin digitalización», pero la tecnología no está solo al alcance de las grandes compañías. Además, Gimeno alerta de que «la tecnología es un elemento disruptivo que, sin duda, va a afectar al empleo». Y, por eso, «debemos apostar por formación más concreta, ágil y digital, por una mayor participación de las empresas en la definición de los programas e incrementar la participación activa en modelos como la Formación Profesional Dual».

¿Cómo nace Cuatroochenta?
Cuatroochenta nació en 2011 como una empresa tecnológica basada en el desarrollo de aplicaciones para dispositivos móviles con una clara visión de crecimiento a través del aporte de valor y enfoque a objetivos para nuestros clientes. Este concepto, esta mentalidad de ser una empresa desde el minuto 1, fue clave para armar una estructura y valores de equipo enfocados a trabajar por la rentabilidad y por cumplir objetivos. Yo no estaba en este momento de nacimiento de Cuatroochenta. Coincidimos en un networking Alfredo R. Cebrián (CEO y cofundador), Sergio Aguado (CTO y cofundador) e Ismael Ibáñez (Head of Planning). Empezamos a hablar de un primer proyecto que teníamos en la consultora. Empezamos con una relación cliente-proveedor, pero pronto vimos que ambas empresas compartíamos una misma visión de cómo hacer las cosas y desde ese momento hasta ahora…
¿Cómo es el día a día de la empresa?
No hay un día a día tipo en Cuatroochenta. A fecha de hoy el equipo está formado por 102 personas y cada uno organiza su día a día atendiendo a los objetivos que tiene planteados, sus responsabilidades y su carga de trabajo. No es fácil, ya que cada uno tiene que organizarse y no hay un perfil que fiscalice el día a día. Cada uno es responsable de organizarse con una visión clara para que su tiempo sea lo más efectivo posible para los objetivos que tiene marcados.
Cuatroochenta es la primera empresa de Castellón que cotiza en BME Growth. ¿Cómo se consigue este hito?
Se consigue primero teniendo claro qué empresa queríamos ser y cómo queríamos alcanzarlo. A partir de ahí, se marcó que salir a cotizar en bolsa era un objetivo para la empresa. Nos comprometimos a alcanzarlo. Tuvimos la oportunidad de entrar en el Entorno Pre Mercado y, a partir de ahí, trabajo, trabajo y trabajo, muy bien hecho, hasta alcanzarlo.
¿Qué objetivos se persiguen con este paso de gigante que acaba de dar la compañía?
Seguir creciendo. Como indicas, el día 22 de octubre cuando tocamos la campana y empezamos a cotizar no llegamos al final de nada, era un paso más del camino que nos hemos marcado para seguir creciendo y consolidar Cuatroochenta como empresa referente tecnológica en soluciones cloud de nuestro país.
La empresa ha mejorado sus resultados en plena crisis del coronavirus con crecimientos a dos dígitos. ¿Es Cuatroochenta un oasis en medio del desierto?
Creo que aquí hay dos aspectos clave. Uno es que somos una empresa tecnológica y nuestro sector es uno de los que se están viendo reforzados en esta pandemia. Otro aspecto es que hicimos los deberes cuando teníamos que hacerlos y esta situación nos ha pillado con una empresa bien estructurada, preparada, con recursos y con capacidad de dar respuesta a las necesidades y oportunidades que han ido surgiendo fruto de esta situación y gracias también al compromiso de todo el equipo.
¿Cómo vislumbran desde la empresa la crisis sanitaria y los efectos que está generando sobre el tejido social y económico?
Estamos ante una situación sin precedentes. Nadie podía vislumbrar el 14 de marzo que, en una semana, a nivel económico y social todo iba a cambiar de la forma que lo hizo, ni cómo esto iba a afectar a la economía y a nuestra sociedad de la forma que lo ha hecho; afectando a todos los hilos que componen el tejido social: salud, educación, servicios públicos, etc… y cambiando de forma radical nuestra vida. Se habla mucho de reconstrucción económica, pero creo que deberíamos de empezar a hablar también de reconstrucción social para intentar recuperar una calidad de vida que perdimos de golpe.
¿Cuánto cree que puede tardar la economía en recuperar el pulso de antes de la crisis?
Hemos visto que el crecimiento del PIB en el tercer trimestre ha sido del 16,7% fruto de la situación del verano, por lo que tenemos potencial de recuperación. El problema es que gran peso del PIB y de la generación de empleo en nuestro país se basa en el turismo, comercio y construcción. El turismo, por ejemplo, aportaba el 15% del PIB y 2,8 millones de empleos en 2019. Ahora, simplemente, no hay turismo y lo poco que hay internacional es una montaña rusa que depende de factores que no controlamos. Yo creo que la cuestión no es cuánto, sino cuándo vamos a poder reactivar estos sectores clave de forma continuada; y a esta cuestión, se ha demostrado que nadie puede dar una respuesta.
¿Es posible que las empresas, y la sociedad en su conjunto, puedan salir más fuertes de esta situación?
Espero que la sociedad sí que salga reforzada en valores y en mejoras de aspectos clave de nuestro tejido social como la educación y la sanidad. Hemos visto cómo estos pilares básicos se están tambaleando y eso es algo que ni un país ni una sociedad pueden permitir que pase. Tenemos que salir con una educación y sanidad más potentes a costa de lo que sea. Respecto a las empresas, va a depender de lo bien o mal que lo hayan hecho durante y, sobre todo, antes de esta pandemia. Las que se hayan preparado a nivel de negocio, tecnología, recursos y valores para tener capacidad de ser resilientes creo que tienen mucho potencial para salir reforzadas de esta situación. Las que no, seguramente y por desgracia, desaparecerán.
¿Qué cicatrices considera que dejará la Covid-19 en la economía?
Hay sectores que dejará muy tocados. Lo estamos viendo con un amplio abanico de actores vinculados al ocio, la restauración y el turismo. Son sectores clave económicos de nuestro país, sobre los que se sustentan muchas empresas y familias que han visto rota su forma de vida de golpe, sin previsión de nada porque nadie pensaba en una afección tan brutal. Lo peor de todo es que no se ve el final de esta situación y que no puedas hacer ningún plan, ninguna previsión de nada. En la medida de los recursos que tengan estas empresas y familias para sanar la herida, la cicatriz será mayor o menor.
Los expertos afirman que el coronavirus ha provocado que en pocos meses se haya dado un salto de años en la digitalización de las empresas. ¿En qué momento está el tejido empresarial de la provincia de Castellón en este campo?
Más que dar un salto, lo que se ha hecho en muchos casos ha sido chutar la pelota arriba y ver qué pasa porque era eso o nada. Nos ha pillado sin infraestructuras y procesos definidos para mantener la actividad en esta situación y las empresas lo han tenido que ir solucionando sobre la marcha. Por otro lado, sí que creo que esta situación ha sido catalizadora para la toma de decisiones y activar proyectos que en otra situación se tardaba años en tomar y ahora se ha tomado en un mes.
Concretando la pregunta, estoy participando con más gente en un grupo de trabajo de la Cámara de Comercio de Castellón en el que se está definiendo una foto de la situación de la digitalización de las empresas de nuestra provincia. No quiero hacer spoiler porque vamos a sacar las conclusiones del horno ya, pero en resumen… hay mucho por hacer.
¿Qué sectores económicos actúan como punta de lanza?
La situación actual ha provocado unos cambios en nuestra vida que afectan directamente en los hábitos de consumo y en nuestras necesidades. Esto ha llevado a la gran distribución, el comercio electrónico, logística y healthcare a ser punta de lanza actualmente de la economía. Y en todas ellas está la tecnología como elemento transversal que afecta a todos estos sectores y que se ha convertido en elemento indispensable para liderar y ser actor activo en la economía.
¿Hay futuro sin digitalización?
Rotundamente no. Pero aquí hay que matizar qué entendemos por digitalización, porque parece que hablar de digitalización es patrimonio de grandes empresas y no es así. Para mí digitalización, de forma resumida, es aplicar tecnologías para aportar valor y generar negocio. Bien, pues con esto, para mí digitalización engloba tanto lo que ha hecho el frutero de al lado de mi casa que durante el confinamiento le mandaba por Whatsapp mi compra, me la traía y le pagaba con Bizum como el de una gran industria que ha activado una solución cloud para gestionar los partes de trabajo de su servicio técnico desde casa. En el caso del frutero, incorporó el delivery a su modelo de negocio y una tecnología de pago nueva, contrató una persona más para el reparto y ha consolidado este servicio como valor. En el caso de la industria ha seguido operando, prestando servicio y generando negocio de SAT. Con todo esto, vuelvo a mi afirmación: rotundamente no.
¿Cómo afectará la necesaria apuesta tecnológica en el empleo?
Es un elemento disruptivo que, sin duda, va a afectar y aquí entra tanto la necesidad de adaptar el modelo formativo para capacitar los actuales perfiles laborales a los cambios que provoque la tecnología en el desarrollo del trabajo dentro de la empresa, como en la generación de nuevos perfiles profesionales que cubran las necesidades que tienen las compañías para afrontar su apuesta tecnológica.
Para ello, creo que debemos de apostar por formación más concreta, ágil y digital, por una mayor participación de las empresas en la definición de los programas e incrementar la participación activa en modelos como la Formación Profesional Dual.
Cuatroochenta ha apostado por la internacionalización y ya cuenta con oficinas en cinco países (Colombia, Italia, Panamá, República Dominicana y España). ¿Va a seguir creciendo?
Sin duda. La internacionalización es una línea estratégica de crecimiento de Cuatroochenta y seguiremos dando pasos firmes en esta línea.
¿Se han planteado en algún momento trasladar su sede central de Castellón?
Cuatroochenta nació y ha ido creciendo desde Castellón. Hemos demostrado que se pueden hacer grandes cosas desde aquí y aquí seguirá la sede central.
¿Qué ventajas aporta esta provincia respecto a otros territorios?
Cuatroochenta nació en Castellón por una serie de circunstancias que hicieron que la empresa arrancara aquí y como he comentado antes, hemos ido creciendo aquí y aquí vamos a seguir porque hemos creado un equipo y un ecosistema Cuatroochenta asentado en esta provincia. No estamos aquí por ningún tipo de incentivo ni ventaja que hayamos identificado en esta provincia que no pueda tener otra, sinceramente.
¿Cuál será el próximo hito de Cuatroochenta?
30 de noviembre. Conseguir que se hayan cumplido los objetivos de crecimiento y los compromisos de desarrollo de proyectos adquiridos con nuestros clientes para este mes. De esta forma seguiremos creciendo y aportando valor a nuestros clientes, socios y sociedad. Seguimos…

Conforme a los criterios de

The Trust Project

Saber más

www.elmundo.es

Noticias Madrid Norte

Deja una respuesta