Publicado: Lun, Octubre 09, 2017
Global | By Iago Denis

Grupos contrarios a la independencia de Cataluña marcharon en Barcelona

Grupos contrarios a la independencia de Cataluña marcharon en Barcelona

Además de diálogo, cientos de ciudadanos se congregaron en la Plaza de Colón de Madrid con banderas españolas en un acto en defensa de la unidad de España, la Constitución y el estado de derecho.

La manifestación se produce dos días antes del desplazamiento de Carles Puigdemont, el presidente de la Generalitat, al parlamento español, con una declaración de independencia de Cataluña en la mesa, después de la celebración de un referéndum ilegal.

Rocío Villanueva, una madrileña de 30 años, dijo a la AFP estar ahí para "mostrar la unidad de España".

Bajo el lema "Prou, recuperemos la sensy" (Basta, recuperemos la sensatez) la movilización -que reunió a 950.000 personas según Sociedad Civil Catalana, entidad organizadora, y 350.000 de acuerdo a la Guardia Urbana, transcurrió por la Vía Laietana, una de las principales avenidas del centro de Barcelona hasta el Parque de la Ciudadela, en las inmediaciones del Parlamento catalán. "He venido porque me siento muy española y me da mucha pena lo que está pasando".

Otras concentraciones similares se realizaron en más de 50 ciudades del país, principalmente en Valencia, Zaragoza o Málaga.

Esa manifestación coincidió con otras gigantescas demostraciones por la unidad de España realizadas en Madrid y en las grandes ciudades. En la primera, la policía tuvo que interponerse entre los manifestantes y el pequeño puesto que tiene normalmente una asociación procatalana. Cada vez va a peor.

Sin banderas y vestidos de blanco -símbolo de "paz y entendimiento"-, miles de catalanes colmaron la plaza Sant Jaume de Barcelona para exigir la apertura de un diálogo concreto entre los responsables políticos a fin de resolver el conflicto abierto entre Cataluña y el gobierno español.

"Hay un sector muy amplio de catalanes que no quieren el golpe de Estado que está propiciando el Govern (Gobierno catalán) y que, por el contrario, piensan que España y Cataluña están unidas desde hace cinco siglos y que nadie ni nada podrá separarlos", dijo en declaraciones a Televisión Española.

El Premio Nobel de Literatura, Mario Vargas Llosa, presente en la manifestación y uno de los encargados de leer unos de los textos previstos, cargó contra la "pasión nacionalista", y acusó de "golpistas" a los dirigentes políticos catalanes Carles Puigdemont, Oriol Junqueras y Carme Forcadell.

La medida, vista como un intento de eludir la prohibición por parte de la Corte Constitucional española de una sesión similar programada para el lunes, podría constituir una oportunidad para la prometida declaración unilateral de independencia de la región.

El Parlamento catalán debía, según el calendario independentista, declarar la independencia en los días siguientes a la proclamación de los resultados del referéndum del 1 de octubre, algo que aún no ha sucedido.

Puigdemont se dirigirá a la cámara regional, donde los secesionistas son mayoritarios, la tarde del martes 10 de octubre, para comentar la "situación política".

Me gusta esto: